Chronic, el último paciente: Tim Roth levanta la desgarradora película de Michel Franco (reseña)

'Chronic: el último paciente'
Escrito por

Chronic, también conocida como 'El último paciente', es el más reciente proyecto del mexicano Michel Franco y en melty tenemos la reseña de la película.

Con el fin de la temporada de premios a principios de año, las propuestas en las salas de cine se vuelven un tanto distintas. Si bien hay proyectos de calidad, las distribuidoras aprovechan para exponer blockbusters como Batman v Superman y cintas de comedia como 'Mi gran boda griega 2'. Sin embargo, esta semana salió en cines una cinta que rompe los esquemas gracias a su temática y ejecución. Estamos hablando del nuevo proyecto del director mexicano Michel Franco: 'Chronic: el último paciente'. De la mano de Tim Roth, la película llegó a ganar el premio a Mejor Guión en el Festival de Cannes y hoy en melty te contamos un poco más sobre la cinta en nuestra reseña.

David (Tim Roth) vive en medio de la muerte. Desde el inicio de la película, lo vemos cuidar de una frágil y enferma chica quien bien podría ser su hija, esposa o hermana. La calidez y el interés que pone por bañarla, alimentarla y hacerle compañía resulta un tanto extraña, sobre todo cuando nos es revelado que David no es más que el cuidador/enfermero y que ella es una paciente. La eventual muerte de la chica, lleva al protagonista al hogar de otro hombre enfermo, un arquitecto con gustos éroticos y un sentido del humor negro. Una vez más, la devoción de David por cuidar a su paciente baila en la línea entre lo correcto y lo incorrecto y podemos ver que en sus ojos hay, además de una profunda compasión por su paciente, un dolor irreparable. Las circunstancias lo llevan a dejar ese empleo y acabar con Martha, una solitaria mujer que sufre de cáncer y no encuentra motivos para seguir luchando. A medida que avanza la trama, descubrimos muy poco de David, sin embargo, se nos revela justo lo esencial y el motivo por el cual tiene tanto sufrimiento. En medio de tanta desesperanza, ¿cómo es posible que siga yendo hacia adelante?

Michel Franco conmovió al mundo hace unos años con su largometraje 'Después de Lucía' en donde expuso la naturaleza de la adolescencia y el bullying de una manera cruda y sin tapujos. En esta ocasión, el joven director lo hizo de nuevo, contando una sutil historia que, por medio de su guión y la excelente actuación de Tim Roth, nos hace un retrato impresionante del personaje de David. La cinta se sufre y eso está muy bien logrado. Bien podríamos ser David o uno de los pacientes o familiares que viven en carne propia el sentido de la muerte y el acecho del final de la vida escuchando el segundero de un reloj que marca tu fecha de caducidad.

La película, que no tiene más de hora y media de duración, se siente como una sentencia de muerte y de cierta manera lo es. Estamos viendo morir a este personaje que, en vida, no tiene mucho más que simplemente tratar de entregar todo lo que él es y en el proceso anestesiar su propio dolor. Con una producción modesta, Chronic permite que Roth explore sus límites actorales y, ayudado de la cámara fija de Franco (que casi nunca se mueve, muy al estilo de la película Amour de Michael Haneke), nos hacen sentir como si estuviéramos viendo algo que no deberíamos. Al final de cuentas, la cinta logra hacernos sentir como simples testigos de una historia desgarradora, muy bien contada y con una actuación fenomenal. ¿Qué te pareció 'Chronic'? ¡Cuéntanos en los comentarios!

Crédito Wild Bunch